Noticias | Actividades | Voz Popular
Boletín Virtual
 

Obama, el hombre de ninguna parte

11 de noviembre de 2008
Fuente: http://la-opinion-argentina.blogspot.com/

Por: Flavio Dalostto

De todos y de nadie

No. el título no es mío. Lo escribió hace algún tiempo una periodista norteamericana.. A veces, siendo de todas partes o aparentando serlo, no se es de ninguna. Convengamos que lo de Barak Obama, primer presidente mulato de Estados Unidos, es bastante raro. El tipo nació en Hawai (Oceanía), de padre keniano (África), de madre norteamericana (Euro-América)y pasó su infancia con su padrastro en Indonesia (Asia).

Deja entrever, misteriosamente, para completar su perfil de hombre "universal" una ascendencia indígena americana (Indo-América), y, tal vez para congraciarse con todos los estadounidenses, también desliza la posibilidad de ser pariente de Jefferson, el líder del Sur, en la guerra civil norteamericana del Siglo 19. A Obama solo le falta tener un pariente en la Antártida y otro en la Luna.

A esto se viene a agregar, para profundizar aún más su perfil "Soy de Todos y de Nadie", sus casi insultantes nombres para los oídos norteamericanos. Su segundo nombre (árabe) es Hussein, que es como López en Castellano o Quispe en Aymara; pero que a todos nos recuerda al famoso Hussein de la historia moderna: Saddam, el gran enemigo de los norteamericanos; y su nombre Obama, que suena como Osama u Obama Bin Laden, el archienemigo de Estados Unidos. Con semejantes nombres, y viviendo en Indonesia, no cabe la menor duda que la infancia de Obama fue islámica, y que por conveniencia se deshizo de esa herencia, aunque ésta sobreviva insurgente, en sus nombres.

Así es que Obama, el negro, el blanco, el mulato, el asiático, el árabe, el amerindio, el musulmán, el cristiano, el oceánico, el norteño y el sureño conviven en una única y enigmática personalidad. Si no supiéramos que todo esto es mas o menos cierto, podríamos decir que Obama es una paradoja de la historia, donde el destino parece querer burlarse a carcajadas.

Lo que no es Obama

Obama no es pobre, ni lo fue. Obama no es descendiente de esclavos negros africanos secuestrados y traídos a América. Obama NO es un "afro-americano". En todo caso, es un afro-hawaiano, o mejor un afro-africano. Los blancos norteamericanos no votaron a un descendiente de esclavos, sino a un negro rico de familia "bien". El padre keniano de Obama era abogado recibido en Harvard. Vuelvo a lo mismo de siempre. Ser pobre, ser rico, ser negro, ser blanco, solos son "condiciones". Lo que importa es que se hace con esas condiciones. Ahí tenemos a Martin Luther King y a Colin Powell, ambos negros y de origen pobre. El primero luchó y murió por un Mundo con Igualdad, Justicia y Libertad para todos. El segundo es un asesino masivo de iraquíes.

Ahí tenemos a Evo Morales y a Sabina Cuellar, ambos indios y pobres. El primero encabeza un proceso revolucionario por una Bolivia con inclusión y justicia social para todos. La segunda es un títere de los residuos derechistas de Chuquisaca. Ya sabemos lo que cada uno hizo con su "indianidad". No. Obama No es un afro-americano. No representa la historia del 99,99% de los negros de Estados Unidos. Él es otra cosa. Él es una bonita muestra del sistema de que "un negro puede llegar". El sistema "es justo y lo permite", para que todos vean que "funciona".

En Argentina tenemos nuestro "obamita". Se trata del cantante de canciones alegres y pegadizas de la década del 70', absolutamente incomprometidas Ramón "Palito" Ortega, autor de "Yo tengo Fe". Mientras la dictadura militar torturaba a picana eléctrica a los opositores, el "artista" tarareaba "La Felicidad". "Palito" Ortega era un changuito cañero de la localidad de Lules, provincia de Tucumán. Pasó una infancia de mierda, muy pobremente, ayudando a sus padres en la zafra. De joven, viajó a Buenos Aires y triunfó como cantautor popular, llegando a ser el más famoso. Hoy, con más de 60 años, tiene el pelo abundante y practicamente negro. El changuito cañero es antropológicamente un indio (nunca lo admitió), pero el sistema se encargó de presentarlo ante la sociedad como un ejemplo de ascenso social "cuando se hace el esfuerzo". "Llegó uno de los nuestros", pensó la gilada argentina. "Llegó uno de los nuestros", pensó la gilada norteamericana, cuando ganó Obama.

El Ciudadano del Mundo que erige Muros.
Contratando con su imagen, en parte adquirida por el destino y en parte acrecentada voluntariamente, Obama el pariente del Mundo, el personaje de todas partes y de ninguna, el sajón-watussi-cheroki-polinesio-indonesio-beduino-sunnita-bautista-norteño-sureño Obama, presidente "universal", en el año 2006 acompañó con su firma la Ley del Muro patrocinada por George ¡Buhhh!; que proyecta la construcción de una pared monumental entre México y Estados Unidos. Ese hecho nos anticipa la verdadera naturaleza de Obama. Obama es un prolijito del Sistema, un "muchacho bueno", de cuyas intenciones desconfío. Es un oportunista que no tiene pensamiento propio, pero tiene la habilidad de oler para donde sopla el viento, y aprovechar "la volada". Un buen pescador de ríos revueltos.

El "pacífico" que corre a felicitar a los soldados
Sí. Obama se camufla de pacifista, y como quedaba bien, mostró su disconformidad con las formas de la guerra contra Irak, no con la de Afganistán que piensa proseguir y aumentar.
El muy hipócrita va a visitar su ejército de semi-mercenarios a Irak, para "estimular a los muchachos". El ejército norteamericano se nutre de mercenarios latinoamericanos que van a vender su Vida, a cambio de un buen sueldo y la posibilidad de obtener la "ciudadanía norteamericana". No. Obama es un Forro. Se hará el prolijín los primeros tiempos tratando de poner en orden la Casa y dar apariencia de amplio, pero su trayecto pasado nos alumbra su proyección futura. No tuvo empacho en aceptar el apoyo del genocida Colin Powell, para su campaña presidencial. Ésto debería servirnos para anticipar a Obama.

Latinoamérica, a mirar para adentro.
Estar pendiente de lo que haga Obama no debe ser nuestra prioridad como Continente. Nada bueno vendrá de él. Nuestra prioridad es tener claro que hacemos nosotros, como profundizamos nuestros procesos internos de Justicia Social en cada país sudamericano y preparamos la Unidad de América Latina. Ya tenemos la suficiente experiencia para oler al lobo detrás de la piel de cordero, o al esclavista bajo la piel oscura. Tengo muchísimas ganas de equivocarme, pero al rengo se lo conoce caminando, dijo Perón.

 

INICIO :: QUIÉNES SOMOS :: CONTACTOS
Unión Nacional de Instituciones para el Trabajo de Acción Social. 2007. © Todos los derechos reservados
Calle Crespo # 2532 Teléfonos: (591) 2420512 - (591) 2417218 - (591) 2125811 Fax: (591) 2420457
E-mail: unitas@redunitas.org. Casilla: 8666 La Paz - Bolivia