Comité Defensor de la Vida Amazónica exige derogación de decretos sobre transgénicos

El Comité Defensor de la Vida Amazónica en la Cuenta del Río Madera demandó a la presidenta Jeanine Áñez que derogue los decretos supremos 4232 y 4238, por los cuales se dispone el análisis del uso de semillas transgénicas en el cultivo de maíz, caña de azúcar, algodón, trigo y soya, genéticamente modificados en sus diferentes eventos.

Para este Comité, que está integrado por diferentes organizaciones, instituciones e investigadores de la Amazonía boliviana, estas medidas “apresuradas e inconsultas” del gobierno ponen en “grave riesgo la salud de la población boliviana y nuestro medio ambiente”.

“Conminamos al gobierno transitorio a restablecer el principio de supremacía constitucional y abrogue los decretos supremo 3874, 4232 y 4238 por ser precisamente contrarios a cuanta proclama nuestra Constitución Política del Estado y la ley 3274; pero además le exigimos abocar todos sus esfuerzos a combatir la pandemia del COVID-19 y cumplir con el objetivo básico del gobierno de transición”, demanda el Comité en un pronunciamiento público de ocho puntos.

Los decretos 4232 y 4238 hacen referencia a la autorización al Comité Nacional de Bioseguridad para establecer procedimientos abreviados para el uso de semilla transgénicas en los mencionados cultivos y el tiempo de 40 días que esta instancia tiene para tal fin. El decreto 3874, del gobierno de Evo Morales, autoriza al Comité establecer procedimientos abreviados para eventos de soya destinados a la producción de biodiesel.

El pronunciamiento del Comité le recuerda al Comité Nacional de Bioseguridad que sus actos deben estar sujetos a la ley 3274 que ratifica el “Protocolo de Bioseguridad de Cartagena” y que deriva en la Declaración de Río sobre el Medio Ambiente y el Desarrollo, el cual insta al derecho humano a una vida saludable en armonía con la naturaleza.

“Cuestionamos que con el argumento de seguridad alimentaria se tenga que acudir a un procedimiento abreviado de evaluación de algunos eventos genéticamente modificados, cuando se conoce que el consumo interno de aquellos productos se encuentra satisfecha; es decir que el argumento de la seguridad alimentaria de las y los bolivianos es pues un pretexto para favorecer intereses de empresas grandes y solo preocupadas por el agronegocio”, cuestiona el Comité.

El Comité Defensor de la Vida Amazónica en la Cuenta del Río Madera está integrado por la Federación de Junta Vecinal de Guayaramerín, FEJUVE, Central de Sindical Única De Trabajadores Campesinos de Guayaramerín, CSUTCG, Organizaciones de mujeres, Asociación de pescadores, Cívicos de Cachuela, Esperanza, Organización Comunal de la Mujer Amazónica OCMA, Colegio de Agropecuarios, Pastoral Social Caritas Guayaramerín, investigadores y profesionales independientes, quienes tienen el objetivo de defender la vida Amazónica contra los mega proyecto extractivistas.

PRONUNCIAMIENTO_AMAZONIA